Bolitas de carne rellenas de queso al horno

Bolitas de carne rellenas de queso al horno

Hola amigos, esperando que se encuentren fenomenalmente el día de hoy nos vamos directo con esta receta. Estas bolitas de carne rellenas de queso al horno son lo último en recetas fáciles, ¡y a toda la familia le encantarán! Pueden ser preparadas en media hora, congeladas y recalentadas más tarde también.

Las hago para mi familia todo el tiempo, así que no debería haber sido una sorpresa para mí hace unas semanas cuando mi hijo me sugirió que hiciera bolitas de carne pero usando queso.

Mira que fáciles son de hacer.

Vamos a los ingredientes

Ingredientes

  • 500 g de carne molida
  • 500 g de carne de cerdo molida
  • 2 huevos grandes
  • 1 taza de leche
  • 3/4 de taza de migas de pan italiano
  • 2 cucharaditas de sal
  • 1 cucharadita de pimienta
  • 1 cucharadita de polvo de cebolla
  • 1 cucharadita de ajo en polvo
  • 1/2 cucharadita de pimentón
  • 1/4 cucharadita de pimienta de cayena
  • 350 g de queso mozzarella, cortado en cubos de 1 cm.

Preparación

  • Precalienta el horno a 230 grados centígrados.
  • Forra dos hojas de hornear con papel de aluminio, rocíalas con spray antiadherente y déjalas a un lado.
  • Antes de empezar a mezclar la carne, asegúrate de que el queso esté a mano para poder agarrar fácilmente los trozos sin contaminar otros objetos, ya que tus manos tendrán carne cruda. En un gran tazón, combina todos los ingredientes. Usa tus manos para combinar bien.
  • Una vez que la mezcla de carne esté combinada, enrollar la carne formando bolitas alrededor de los trozos de queso. Asegúrate de sellar la carne completamente alrededor del cubo de queso para que no se escape mientras se hornea.
  • Coloca las bolitas de carne en la bandeja de hornear y hornea durante 14 minutos o hasta que los bordes inferiores comiencen a dorarse.

Sirve inmediatamente

Consejos

  • Para congelar las bolitas de carne: Deja enfriar en la bandeja para hornear y luego retíralas del papel aluminio y transfiérelas a la bandeja para hornear limpia que está debajo (para que no se congelen con la grasa que se liberó durante la cocción.) Coloca la bandeja para hornear en el congelador durante una hora, luego transfiérela a una bolsa y ponla en el congelador para su almacenamiento.

¡Valora esta deliciosa receta!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Ayúdanos ha Crecer!

Recetas Relacionadas

Ir arriba